El fantasma de los cuadros de Dalí

     En una sala donde se expusieron las obras del pintor español Salvador Dalí, en el Centro Cultural Olimpo (Mérida, México), se registró la presencia de una actividad “extraña” que originó la movilización de elementos de la guardia del Palacio Municipal. Ante la alerta de un posible robo de las pinturas del artista europeo, personal que custodia el Ayuntamiento se movilizó por la presunta presencia de una persona en la sala donde se encuentran los cuadros.

El fantasma de los cuadros de Dalí

El fantasma de los cuadros de Dali

     De inmediato, oficiales encargados de la seguridad en la parte alta del Olimpo, contiguo al Palacio Municipal, llevaron a cabo un operativo en el interior de la sala.

    Sin embargo, cuando los elementos fuertemente armados entraron a la sala no encontraron a nadie, aunque al monitorear las cámaras de circuito cerrado sus superiores indicaban por radio que una sombra estaba detrás de ellos, pero al voltear la mirada este fenómeno se posicionaba detrás de los oficiales, que no lo podían ver.

    Los guardias sostenían con una mano su arma de fuego y con la otra trataban de tocar al fantasma ante las indicaciones de sus jefes que por vía radio les decían dónde se situaba la sombra.

    En las imágenes captadas se observa que el llamado “fantasma de Dalí” se mueve de un lugar a otro en la sala, pero se detiene justo en la línea de protección (límite desde donde se pueden observar las pinturas). Los oficiales comentaron que al entrar a la sala sintieron un ambiente raro, de hecho señalaron que se les erizó la piel, pero pensaron que era la adrenalina, por lo que no le dieron importancia.

En el video se observa que una sombra se desplaza moviendo su parte inferior (al parecer los pies) de un lado a otro y en un momento se recuesta, pero luego se mueve a otro punto de la sala para detenerse frente y detrás de los oficiales. Cabe destacar que el fenómeno no se acercó a los uniformados, sólo pasó junto a ellos, pero no a través de ellos.

     Estos hechos ocurrieron al día siguiente de la inauguración de la exposición “Miradas del Sueño“.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *