“Effie”, el fantasma que no dejó dormir a los NY Knicks

A los New York Knicks se les puede ver jugar en la NBA y son tipos grandes, fuertes y valientes cuando en una cancha de baloncesto están, pero ante el terror que produce la presencia de un fantasma nada pueden hacer. Los jugadores de los New York Knicks no pudieron pegar ojo en toda la noche que pasaron en un hotel de Oklahoma.

“Effie”, el fantasma que no dejó dormir a los NY Knicks

“Effie”, el fantasma que no dejó dormir a los NY Knicks

Fantasma legendario
Según cuentan en los alrededores el Skirvin Hotel Oklahoma está encantado. En los años 30 una mujer se suicidó tirándose desde un décimo piso con su bebé en brazos. Las mujer había tenido un romance con el constructor del hotel tras el cual nació el bebé y, para ocultarlo, les encerró a ambos en una habitación en la última planta del hotel. Tras el suicidio, su fantasma, llamado Effie, vive en el hotel emitiendo llantos de niño y voces de mujer.
“No pudimos dormir”

Jared Jeffries declaraba en el ‘NY Daily News’ que “ese sitio está encantado. Daba miedo. De verdad que lo creo”. Pero el más afectado, sin duda, fue Eddy Curry, que era el único que durmió en la décima planta: “Pasé la noche en la habitación de Nate Robinson porque no podía dormir. Realmente creo que hay fantasmas en ese hotel”, afirmó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *